Saltar al contenido

Un feto como alcalde

No es la primera vez y me temo que tampoco la última que el señor Javier León de la Riva  nos deleita con una de sus ventosidades orales. Ya en la legislatura anterior -que no era de su color precisamente-  se permitió varias salidas destempladas.

leon-de-la-riva

Ahora con la coraza pepera y con el anuncio de medidas de un progresista que pa qué, De la Riva empieza a campar a sus anchas, que lo son mucho. Los vallisoletanos sabrán si es por suerte o por desgracia que tienen a este personaje de edil desde hace ya más de 16 años...
La ocupación principal del señor alcalde son sus polémicas. Tiene anotadas varias cacicadas urbanísticas y el resto de grupos del consistorio califican sus actuaciones de "urbanismo depredador" y de desarrollar políticas socialmente injustas...
No desaprovecha ninguna ocasión para "hacer amigos" y lanzar puyas, generalmente dirigidas al sexo opuesto...

  • Cuando Carme Chacón era ministra de Defensa dijo de ella que era "como la señorita  Pepis vestida de soldado"
  • Con Leire Pajín también tuvo sus mas y sus menos cuando opinó de sus "morritos" y comentó que era tonta en 5 idiomas...
  • Incluso voces femeninas de su mismo partido también han calificado manifestaciones suyas como groserías impresentables.
  • La coordinadora de Mujeres de Valladolid, la ciudad que él maneja, le tienen también presente en sus oraciones...
Es evidente que este señor tiene un problema grave de incontinencia verbal. Si a ello le sumamos sus "avanzadas y progresistas" ideas de una serie de temas como el aborto, el matrimonio gay, la participación de la mujer en derechos de igualdad, etc. hacen que se merezca todos los elogios que se gana.
La última de la lista es la que dice "Un feto no es un tumor del que pueda disponer una mujer como se lo quita en una mama o sacarse una muela"
 
ginecologoGenial y lo curioso del caso (o no?)  es que este señor sea ginecólogo.
¿Tendrá que dedicarse a lo que él entiende por política por falta de señoras que tengas ganas de sentarse en el sillón de su consultorio?
Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *